Disparidad 15

Bella noche, queridos.
Haciendo catarsis con rayas y letras, que son más rayas.

 

ResignarseesVeneno

 

♦♦♦

Resignarse es veneno. Se entrega uno a la aceptación forzada, a una costumbre sin sabor que es opresora de la expresión, y uno se va perdiendo entre tanta mierda. Resignarse es veneno, pero vaya si es complicado seguir poniendo la cara cuando se empecina todo lo demás en venir como balas a atravesar el cuerpo y dejarlo sin intención ni motivación. Una vaina fuerte, intentar tan sólo seguir luchando, porque la resignación se abalanza y atosiga, mostrándose como única opción.  Y lo ponen a uno entre la espada y la pared, porque te dicen que luches, pero también te dicen que esperes, que dejes ir, que te resignes a la imposibilidad del hacer. Es absurdo. Es una trampa. Y uno cae en el ciclo de hacer mucho y de hacer nada, enterrando sentimientos de culpa que germinan en la mente con raíces profundas y fornidas, no dispuestas a dejarse arrancar. Luchar-aceptar-olvidar. Resignarse. No poder. Volver a intentar. ¡Ya no más! ¿Es que no me pueden dejar en paz? Siempre lo mismo. Yo no me quiero envenenar. Y sin embargo es dificilísimo rechazar el respiro certero de la resignación. Y se pierde uno en su momento de falsa calma. Y se acostumbra uno a tener nada. Nada. Nada. Nada. Más que el veneno que se apodera de todo y sumerge hasta que ya sólo queda la nada. Nada. Nada. Nada.

♦♦♦

Terapias, terapias.

Volveré pronto, espero.

-Fernanda

Anuncios
Etiquetado , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: